Conviértase en un magnífico líder empresarial

El liderazgo empresarial se basa en saber dirigir ya sea la propia empresa o dirigir dentro de la propia empresa. Está más que demostrado que el liderazgo autoritario basado en la superioridad o infundir miedo no funciona, al contrario; crea recelo.

Si usted infunde miedo a sus empleados quizás consiga que rindan más pero no tendrán ningún respeto ni por usted ni por su empresa y no es bueno tener empleados descontentos pues están dentro de nuestra empresa y saben mucho de nosotros y de la empresa. En la era de la información no conviene mantener un liderazgo autoritario basado en el miedo, además estamos en pleno siglo 21, somos más inteligentes, humanos y hoy en día ya no tienen cabida este tipo de prácticas. El liderazgo empresarial de hoy en día se basa en el liderazgo carismático, el liderazgo cooperativo y en todo aquél liderazgo que no solo dirige la empresa hacia un fin positivo sino también un liderazgo que se preocupa realmente por sus empleados y/o equipo.

A continuación explicamos los puntos más decisivos en el liderazgo empresarial que mejorarán el rendimiento de sus empleados, la imagen de la empresa, productividad… y todo ello sin dejar de ser efectivo, al contrario, este tipo de liderazgo empresarial es el más efectivo que existe.

Hay que trabajar, pero tenga en cuenta el relax para sus empleados y/o equipo

El error más común y frecuente que vemos en las empresas es el “explotar” a sus empleados. Cuando hay poco trabajo las empresas prefieren que sus empleados se aburran antes que se distraigan leyendo, navegando por internet o chateando… Muchas empresas censuran internet y prohíben en el trabajo la entrada a la misma por la creencia de que internet les distrae de su trabajo.

Hace poco salió un estudio que demostró que los empleados que no son tan controlados y se relajan más en el trabajo luego rinden más y tienen más productividad. A la mayoría de empleados su trabajo no les apasiona, simplemente van a trabajar, para ellos es un suplicio y si usted les corta toda diversión dentro del trabajo terminarán asociando el trabajo en su empresa con el aburrimiento.

Sus trabajadores saben que hay que trabajar cuando toca y hacer las cosas bien, pero hay mucho tiempo libre en un trabajo, si permite que tus empleados y/o equipo se distraiga y no se aburra logrará que luego rindan el doble. Una persona no puede trabajar 8 horas sin parar como pretenden muchas empresas, ni siquiera 3 horas seguidas, hay que distraer la mente así que no someta a sus empleados al látigo del aburrimiento porque lo terminará pagando caro.

Escuche también a sus empleados y/o equipo

Un líder no es sordo, si los líderes fueran sordos vivirían en burbujas aislados del mundo y aunque los líderes de las empresas no sean sordos muchos actúan como tal, mermando sus posibilidades de éxito y permanencia como líder.

Escuche a las personas, a su equipo, a sus empleados, sea cooperativo, escuche su punto de vista y no viva en su propio mundo porque le terminará pasando factura.La cooperatividad es democracia, al mundo le gusta la democracia, no lleve a cabo un liderazgo empresarial totalitario y sordo porque solo creará más y más rechazos. Hay muchas cosas que usted mismo no puede solucionar, tiene que escuchar para ver desde otro punto de vista lo que ocurre y escuchar otras posibles soluciones, cuantas más soluciones vea y más cooperativo sea más cerca estará de tomar decisiones correctas.

Un líder empresarial no solo manda y ordena, también coopera y escucha porque sino es un liderazgo condenado a acumular rechazo, fracaso y con poco futuro.

Mejorar su imagen facilitará el liderazgo empresarial

La imagen de un líder empresarial negativa es muy mala dentro de la empresa. La buena imagen de un líder (su carisma) favorecerá la cooperación y el buen trabajo, reducirá las objeciones y propiciará el positivismo en la empresa. Es importante trabajar la imagen de uno mismo para mejorar el liderazgo. Imagine 2 empresas, en una el director se pasa cada mañana a ver a sus empleados, preguntarles como están y darles ánimos. En la otra ocurre como en tantas otras simplemente van a trabajar y punto y a su jefe superior no lo ven ni en pintura. Imagine cuáles empleados de las dos empresas hablará mejor de su propio jefe?. Cuide su imagen, su equipo se lo agradecerá, sus empleados también y le facilitará muchísimo la gestión de liderar.

Debe aprender a comunicarse y a transmitir correctamente lo que quiere

El principal problema de un mal liderazgo es no saber transmitir lo que se quiere. El saber comunicarse se basa en hacerse valer, en saber comunicar qué es lo que quiere exactamente y comunicarlo con tanta efectividad que haga sentir a la gente para qué apoyan su causa y objetivos. Tiene que hablar de tal modo que consiga poner a la gente en sus zapatos y hacerse entender a la perfección para que logre conseguir el apoyo que desea.

En esto se basa el auténtico liderazgo empresarial y si lo logra se convertirá en un magnífico líder!

Fuente: http://revista-digital.verdadera-seduccion.com/liderazgo-empresarial/

Editador por: Daniela Naressi, Collell & Asociados, C.A

Anuncios